Usted está en: inicio / Carta Petrolera 123


Carta petrolera

Nº 123 julio - septiembre 2010


 

Evacuación de crudos

Desafío contra-reloj

Ecopetrol, sus socios y los demás productores en Colombia están ejecutando desde 2008 inversiones por más de US$2.000 millones para ampliar la capacidad de transporte, las facilidades de almacenamiento y hasta los descargaderos de carrotanques. Resultados y retos del Plan de Evacuación de crudos a 2011 e incluso más allá.

Por Juan Guillermo Londoño

Tan importante como aumentar la producción de petróleo, para garantizarle la autosuficiencia al país, es el fortalecimiento de la infraestructura de transporte para evacuarla.

Sin un adecuado plan para llevar el petróleo desde los campos hacia las refinerías o los puertos de exportación, los esfuerzos del Gobierno y la industria en general para promover el sector petrolero, atraer inversión, dinamizar la exploración y acumular nuevas reservas podrían verse frustrados. Además se pondría en juego la competitividad internacional adquirida en los últimos años, así como los mayores beneficios para la economía, entre los que se destacan empleo, regalías, impuestos y divisas.

Según el vicepresidente ejecutivo del Downstream de Ecopetrol, Pedro Rosales, los pronósticos de producción de años recientes han sido superados ampliamente por la realidad, debido al aumento en las inversiones en exploración y producción en el país y a una tasa de éxito superior a la prevista.

Los pronósticos 2010-2015, generados con información de Ecopetrol y otros productores de crudo nacionales para calcular las dimensiones de la infraestructura de transporte necesaria, muestran que la producción total país continuará aumentando rápidamente hasta alcanzar cifras cercanas a 1.300.000 barriles por día en 2013.

El panorama actual contrasta con los pronósticos más optimistas realizados en 2006, cuando se creía que en el mejor escenario la producción rondaría los 800 mil barriles por día en 2012.




La región en la que se producirá el mayor incremento es la de los Llanos Orientales. Para citar algunos ejemplos, el campo Castilla, en el departamento del Meta y operado directamente por Ecopetrol, ya alcanzó una producción de 100 mil barriles por día (kbpd). Entre 2000 y junio de 2009 su producción se incrementó cinco veces. Y aunque con un ritmo un poco más lento, los barriles de Castilla seguirán aumentando. Como se anunció en Carta Petrolera el trimestre pasado, la empresa trabaja para llevar este campo a los 150 kbpd en 2011.

    El Oleo ducto Bicentenario

A mediano plazo, la estrategia de evacuación de crudos incluye siete iniciativas que deberán desarrollarse con el concurso de toda la industria para completar el portafolio de proyectos. Dentro de estos, quizás el más importante de todos es el que por ahora se ha denominado el Oleoducto Bicentenario de Colombia’.

Este oleoducto, que se convertirá en el más largo de Colombia uniendo el departamento de Casanare con el puerto de Coveñas, a lo largo de 960 kilómetros, transportará los crudos provenientes de la cuenca de los Llanos Orientales hasta el terminal marítimo de Coveñas. Es un sistema totalmente independiente que recorrerá ocho departamentos del territorio nacional y logrará evacuar 450 kbpd en diciembre de 2012.

El proyecto, que plantea inversiones superiores a los US$4.000 millones, contempla varias fases que van desde la cero a la tres, las cuales se irán ejecutando a partir de octubre de este año.

La fase cero del proyecto consiste en la construcción de un descargadero
en Banadía con capacidad de 40 Kbpd. Posteriormente se ejecutará la fase uno que consistirá en la construcción del tramo Araguaney-Banadía, con capacidad de 120 Kbpd; la fase dos consiste en la construcción del tramo Banadía-Ayacucho con capacidad de 100 Kbpd, y finalmente la fase tres con la construcción del tramo Ayacucho-Coveñas de 230 Kbpd de capacidad.

Ecopetrol ha invitado a las empresas que requieran capacidad de evacuación para participar como inversionistas o a través de contratos de transporte, ya que la participación de las empresas en esta iniciativa es fundamental para el desarrollo de las obras, las cuales beneficiarán a los productores de crudo de los llanos orientales.

Desde la página web de Ecopetrol www.ecopetrol.com.co, quienes deseen participar como inversionistas o productores de petróleo (es decir como futuros clientes del tubo o, en un argot un poco más técnico “remitentes” de crudo) pueden contactar a la Gerencia de Nuevos Negocios del Downstream. También pueden enviar un correo electrónico al e-mail gerdownsbog@ecopetrol.com.co.


Son 22 los frentes de trabajo de las
cuadrillas dedicadas a la construcción de
oleoductos en todo el país.

De la misma forma, el campo Rubiales, también en el Meta, operado por Pacific Rubiales y asociación con Ecopetrol, tiene un plan de desarrollo que prevé alcanzar una producción promedio de 170 kbpd en 2011, en comparación con los 125 kbpd actuales.

La producción de otros campos en el Magdalena Medio, así como la de los localizados en Casanare y Putumayo, también viene creciendo de manera importante. Los oleoductos están llegando a su máxima capacidad. No sólo por el aumento significativo de producción, sino también por la mayor proporción de crudos pesados que disminuye la capacidad hidráulica de los sistemas.


A corto plazo…

Ecopetrol, en función de su participación en la producción del país (60%) ha asumido el reto de coordinar esfuerzos
y liderar el Programa de Desarrollo de la Infraestructura para la Evacuación de Crudos, con el objetivo de identificar proyectos a corto y largo plazo que resuelvan las necesidades de transporte de toda la industria.

Históricamente, las empresas del sector de hidrocarburos han construido en el país importantes proyectos de infraestructura para viabilizar la evacuación de sus hallazgos exploratorios. El Oleoducto Transandino (OTA) fue construido por la Texas Petroleum, el Oleoducto Caño Limón-Coveñas por Occidental y Ecopetrol, el Oleoducto del Alto Magdalena (OAM) por Hocol y Shell, el Oleoducto de Colombia (ODC) por Essocol, BP, Lasmo, ELF, Total, LL & E, Hocol y Ecopetrol, y el Oleoducto Central S.A. (Ocensa) por los socios de Santiago de las Atalayas y Enbridge.

En el periodo 2008-2011 las inversiones de Ecopetrol, sus socios y los demás productores de petróleo en Colombia rozan los US$2.100 millones. Su objetivo es ampliar la capacidad de ductos, almacenamiento y descargaderos de carrotanques, así como las facilidades de cargue de buques en el puerto de Coveñas.

Son 12 proyectos ya ejecutados (los últimos se acaban de entregar, en mayo) y 10 más en curso entre este año y el que viene. En total, de 2008 a hoy se han estado manejando 22 frentes de trabajo para dotar al país de la red necesaria para seguirle el ritmo al crecimiento de la producción (ver infografía).




Estas obras se desarrollan en el marco de la legislación ambiental vigente y de los planes de
manejo aprobados por el Ministerio de Ambiente, Vivienda y Desarrollo Territorial.

Y a mediano plazo…

Considerando que la producción de hidrocarburos continúa dando pasos gigantescos y que rápidamente se acerca al millón de barriles por día, gracias a la frenética actividad de los productores, los proyectos 2008-2011 no son suficientes para evacuar el crudo. Se necesita una inversión adicional aproximada de US$5.600 millones para desarrollar la nueva infraestructura que conecte campos, refinerías y facilidades de exportación.

La ampliación de los muelles en Coveñas y de la capacidad de almacenamiento en estaciones a más de 5 millones de barriles, la optimización de la red actual de oleoductos y los desarrollos tecnológicos para mejorar el proceso logístico son los frentes de trabajo que es necesario abordar con esos recursos económicos adicionales.

El gran reto para Ecopetrol, sus socios y demás productores en Colombia es que en 2013 el país cuente con una solución estructural. Las metas volantes o victorias tempranas ya se están haciendo visibles en distintas regiones del territorio nacional.
Otro de los objetivos del Programa es dejar la plataforma para hacer ampliaciones futuras si la producción se incrementa aun más.

El Oleoducto de los Llanos (ODL), donde Ecopetrol tiene una participación del 65%, está ejecutando un proyecto de ampliación que le permitirá alcanzar una capacidad de transporte de 360 kbpd con una inversión de US$230 millones. La ampliación estará lista en abril de 2011.

Otro ejemplo: el segmento El Porvenir-Vasconia del Oleoducto Ocensa está siendo ampliado en 100 kbpd, alcanzando una capacidad total de 560 kbpd. Entrará en operación en diciembre de 2010.

Los cimientos

Un plan de evacuación exitoso comienza por la oportuna definición, por parte de los productores, de sus necesidades de transporte para dimensionar adecuadamente la infraestructura y definir compromisos en firme por la capacidad que demandan.

Del Gobierno Nacional se necesitan condiciones regulatorias adecuadas que incentiven las inversiones requeridas, apoyo para que los permisos y licencias se otorguen de acuerdo con lo planteado en los cronogramas y considerando que estos proyectos tienen relevancia nacional e, incluso, como se señaló antes, impacto en la situación fiscal del país.

La ejecución de nuevos proyectos de infraestructura va a generar el aumento de ingresos para las regiones, así como la demanda de mano de obra y actividades conexas que además dinamizarán las economías en las áreas de influencia.

Transporte limpio

Uno de los aspectos más importantes de este programa es que los proyectos están siendo diseñandos y ejecutados en un marco de protección, respeto y promoción de los derechos humanos, con el respaldo de las políticas de responsabilidad social empresarial de Ecopetrol. Cabe resaltar que el transporte por oleoductos es el método más seguro desde el punto de vista ambiental.

Durante su intervención en la IV conferencia Oil & Gas realizada en Cartagena, el presidente electo de Colombia, Juan Manuel Santos, reconoció los esfuerzos que está realizando Ecopetrol en este sentido. “Qué bueno saber que Ecopetrol está liderando un esfuerzo importante para la construcción de nueva infraestructura de transporte de crudo en los Llanos Orientales”, aseguró Santos. Lo propio hizo el ministro de Minas y Energía, Hernán Martínez, en la entrevista que publica en esta edición Carta Petrolera.